• El canciller fue nominado al premio luego de encabezar la demanda a 11 fabricantes de armas en Estados Unidos por comercio negligente.

El secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard, y el gobierno de México resultaron galardonados como Persona del Año 2021 por parte de la Asociación de Control de Armas, tras encabezar una encuesta en línea convocada por la organización que atrajo a miles de participantes de docenas de países.

La nominación de Ebrard por parte de la Asociación de Control de Armas, con sede en Washington, y que representa un contrapeso en el tablero político estadunidense a la Asociación Nacional del Rifle, fue anunciada a inicios de diciembre pasado por encabezar la demanda del gobierno mexicano en contra de 11 empresas fabricantes de armas en Estados Unidos por comercio negligente.

La demanda de la Secretaría de Relaciones Exteriores contra las empresas de armas de fuego de Estados Unidos representa una importante nueva forma de responsabilizar a los actores deshonestos por su papel en la violencia causada por el tráfico de armas pequeñas a través de las fronteras internacionales sostuvo Daryl Kimball, director ejecutivo de la asociación, tras darse a conocer los resultados del galardón por la mañana.

Kimball subrayó que el concurso es un recordatorio de las formas diversas y creativas en que las personas y organizaciones de todo el mundo pueden contribuir “a enfrentar los difíciles desafíos de control de armas de hoy y de las próximas décadas .

Paralelamente, pero a través de sus redes sociales, Ebrard agradeció el galardón y felicitó al equipo jurídico de la cancillería, encabezado por Alejandro Celorio, tras dirigir los esfuerzos para emprender la demanda contra fabricantes de armas en Estados Unidos que propició el reconocimiento.

Tengo el gusto de informarles que el gobierno de México ha ganado el reconocimiento 2021 de la Arms Control Association. Muy bien por el equipo jurídico de la cancillería por la demanda contra industria de armas y a quienes votaron por México para hacerlo posible. ¡Buenísimo! , dijo el canciller.

El galardón fue concedido a Ebrard y al gobierno mexicano a tan sólo 15 días de que termine el plazo con el que se cuenta para presentar una respuesta a los planteamiento iniciales de la defensa de las empresas demandadas en una corte en Massachusetts, fijada para el próximo 31 de enero.

La votación se llevó a cabo entre el 8 de diciembre y el 12 de enero pasados. Desde que anunció la nominación, la propia Secretaría de Relaciones Exteriores se dedicó activamente a promover el voto por la nominación mexicana, especialmente a través de sus redes sociales, donde incluso ha compartió la liga donde el público podía registrarse para votar.

Ebrard resultó electo Persona del Año en el control de armas tras competir en contra del ministro para Medio Oriente y África del Norte de la cancillería del Reino Unido, legisladores estadunidenses, un par de estudiantes de preparatoria canadienses y el director de la Agencia Internacional de Energía Atómica, entre otros, con un total de ocho personas y grupos nominados este año.

El señor Ebrard y el gobierno fueron nominados por su demanda contra los fabricantes y distribuidores de armas de Estados Unidos que adopta un enfoque novedoso para combatir el tráfico ilícito de armas de los Estados Unidos a México que está alimentando la violencia y la actividad criminal , destacó la Asociación de Control de Armas.

La organización civil, fundada en 1971 para alertar y combatir los peligros de las armas en todo el mundo, enfatizó que todos los nominados, incluido Ebrard y el gobierno mexicano, demostraron un liderazgo extraordinario en la creación de conciencia y el avance de soluciones efectivas en el control de armas para las amenazas que estas representan.

Mientras tanto, el segundo lugar de este año fue otorgado a Sébastien Philippe, un investigador asociado del Programa de Ciencia y Seguridad Global de la universidad de Princeton en Estados Unidos, en conjunto con el periodista francés Tomas Statius, por lo que la asociación consideró una innovadora investigación que desafía la historia pública oficial del gobierno francés sobre las consecuencias para la salud de los franceses tras ensayos nucleares atmosféricos en el Pacífico Sur entre 1966 y 1996.

Los hallazgos de Philippe y Statius sugieren que más de 100 mil personas en la Polinesia francesa pueden ser elegibles para reclamar una compensación de parte del gobierno de Francia por los daños causados a causa las pruebas, que es en realidad aproximadamente diez veces más de lo estimado por la versión oficial.

Los otros nominados

James Cleverly, ministro para Medio Oriente y África del Norte de la oficina de Relaciones Exteriores, Commonwealth y Desarrollo del Reino Unido, fue nominado por su trabajo en favor de mantener la paz fuera del planeta tierra.

Esto, tras obtener la aprobación en la Primera Comisión de las Naciones Unidas para una resolución que ordena la creación de un nuevo grupo de trabajo centrado en el desarrollo de posibles normas, reglas y principios (incluidas medidas jurídicamente vinculantes) de comportamientos militares responsables en el espacio y destinados a prevenir una carrera de armamentos en el espacio ultraterrestre.

Mientras tanto, los senadores demócratas Jeff Merkley, de Oregón; y Ed Markey, de Massachusetts; fueron nominados junto a los congresistas también demócratas Don Beyer, de Virginia; y John Garamendi, de California; por su trabajo en favor el control de armas nucleares.

Los legisladores estadunidenses establecieron el trabajo bicameral de Armas Nucleares y Control de Armas a principios de 2021, desde donde han apoyado al presidente Joe Biden para llevar a cabo las negociaciones de seguimiento de control de armas de New START con Rusia, para reducir el papel y el número de armas nucleares en la política nuclear de Estados Unidos y para entablar conversaciones con China que lleven a la reducción de riesgos armas nucleares.

Por su parte, los investigadores Decker Eveleth, del Centro de Estudios de No Proliferación del Instituto de Estudios Internacionales de Middlebury, junto a Matt Korda y Hans Kristensen, de la Federación de Científicos Estadunidenses; estuvieron considerados entre los candidatos para ser la Persona del Año 2021 en el control de armas luego de utilizar imágenes de satélite de código abierto para revelar presuntas actividades nucleares irregulares por parte de China.

Las imágenes demostraron la actividad de construcción en el centro de China para el posible despliegue de al menos 250 misiles balísticos de largo alcance, con base nuclear y con base en tierra. Su trabajo ha provocado un debate público sobre cómo las dos partes pueden evitar una carrera armamentista impulsada por preocupaciones mutuas sobre la vulnerabilidad a un ataque nuclear, destacó la Asociación de Control de Armas.

La nominación de Avinashpall Singh y Rooj Ali fue un caso especial, pues se trata de dos estudiantes de preparatoria originarios de Winnipeg, Canadá, que están compitiendo por ser la Persona del Año en el control de armas junto a políticos y científicos ampliamente reconocidos en el ambiente internacional.

Esto los llevo a ser considerados entre los nominados por su exitoso esfuerzo por ganar el apoyo unánime del ayuntamiento de su ciudad para sumarse al Tratado sobre la Prohibición de las Armas Nucleares (TPNW, por sus siglas en inglés).

Rafael Mariano Grossi, director general del Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA), y el equipo de inspectores de éste, compitieron en el concurso, según explicó la Asociación de Control de Armas, por sus inquebrantables esfuerzos para mantener una vigilancia eficaz e intrusiva de las delicadas actividades nucleares de Irán en virtud de los términos del acuerdo que tiene ese país con el organismo.

Finalmente, Steve Kostas, abogado de Open Society Justice Initiative, junto a Hadi al Khatib, fundador del Archivo Sirio y Mazen Darwish, fundador del Centro Sirio para los Medios de Comunicación y la Libertad de Expresión, cerraron la lista de candidatos a Persona del Año en el control de armas de esta edición por presentar quejas legales en Francia y Alemania contra el líder sirio Bashar al-Assad y otros funcionarios de ese país.

Esto, por su presunto papel en los ataques con armas químicas contra civiles documentados en Douma, Ghouta y Khan Shaykhun. Las denuncias solicitan investigaciones penales y enjuiciamientos de Al-Assad y varios funcionarios del gobierno sirio, incluyendo cadenas de mando responsables de los ataques.

Con información de Adyr Corral, Milenio.