Las fronteras terrestres de Estados Unidos con Canadá y México permanecerán cerradas a los viajes no esenciales hasta al menos el 21 de agosto, informó este miércoles el Departamento de Seguridad Nacional de Estados Unidos.

La extensión de 30 días se produjo después de que Canadá anunció el lunes que comenzará a permitir la entrada al país de visitantes estadounidenses completamente vacunados el 9 de agosto para viajes no esenciales.

Por su parte la Secretaría de Relaciones Exteriores comunicó en sus redes sociales que, el Gobierno de Estados Unidos nos ha informado sobre la decisión de extender el cierre parcial de la frontera un mes más. Precisó que continuará con el diálogo bilateral y reiteró que el ritmo acelerado de vacunación contra Covid-19 en la frontera genera condiciones para avanzar en mutuo beneficio.

Con información de El Economista.