La empresa alemana Volkswagen instalada en el estado de Puebla se irá a paro técnico algunos días del mes de mayo debido a que el desabasto de semiconductores continúa afectando al sector, afectando la producción del Tiguan y Jetta.

VW anunció que el segmento Jetta detendrá actividades del 3 al 19 de mayo, regresando a las actividades normales el día 20.

También ajustará su producción para Tiguan del 6 al 16 del mismo mes, retomando labores habituales el día lunes 17. El único sector que seguirá operando de manera normal será el Taos.

La empresa anunció que, pese al desabasto global del insumo, ha trabajado intensamente para minimizar los efectos negativos que éste pueda provocar, por lo que la producción no ha sido afectada a gran escala.

De igual forma, advirtió que la situación de la falta de suministro de chips como son conocidos comercialmente, seguirá presentándose de manera crítica durante los próximos meses del año.

Desde el primer trimestre de 2017, en la planta de producción de Volkswagen en México Puebla se produce el Tiguan, en su versión larga, para su distribución a nivel mundial, excepto para China.

Volkswagen también produce en Puebla el nuevo SUV Taos, desde octubre de 2020, el Jetta y el Golf.

Con información de El Sol de Puebla

Con imagen de AutoBild México