Italia suspendió todos los vuelos desde Brasil y prohibió la llegada a quienes hayan transitado por el país latinoamericano en los últimos 15 días, ante el temor de la nueva variante.

Así lo anunció en las redes sociales el ministro de Sanidad italiano, Roberto Speranza, quien también pidió a quienes hayan llegado en los últimos días a Italia desde Brasil que se sometan a una prueba para detectar el coronavirus.

Speranza explicó que es fundamental que los científicos nacionales estudien con profundidad esta variante y, mientras, se ha optado por la prudencia.

Italia tomó la misma decisión de suspender vuelos hace algunas semanas, tras detectarse una variante británica del virus considerada más contagiosa.

Con información de Forbes.