Por Michel Torres

Tijuana, B.C.- Luego de las largas filas que se registraron el pasado fin de semana en el regreso de Tijuana a San Diego de los visitantes estadounidenses, Roberto Rosas Jiménez, presidente de COPARMEX Tijuana hizo un llamado a las autoridades municipales y estatales para que intervengan.

“Esto de inicio afectó totalmente el tránsito de nuestra ciudad y deja en cada uno de los turistas una desagradable experiencia que difícilmente van a querer repetir, afectando la economía de nuestra región”, comentó.

Es necesario, refirió, considerar que en un fin de semana festivo este lado de la frontera genera una derrama económica de aproximadamente 5 millones de dólares, cantidad que podría disminuir drásticamente no sólo por la pandemia sino también por limitaciones como los extensos tiempos de espera para cruzar las garitas.

“Si bien las autoridades americanas han solicitado restringir los viajes sólo para temas esenciales, es necesario la realización de un plan que involucre a ambas regiones y que además sea debidamente comunicado que se tomarán las medidas necesarias para poder movilizar y tener un poco más de tránsito en las ciudades”, planteó Rosas Jiménez.

Expuesto lo anterior, el presidente de COPARMEX Tijuana llamó por la intervención inmediata de las autoridades municipales y estatales para agilizar el tema de los cruces fronterizos.

Puntualizó que de entrada, deben obtener información directa de sus contrapartes estadounidenses para tomar las medidas necesarias antes de que se siga afectando esta región.