Tijuana, B.C.- De continuar las restricciones en la frontera, la Cámara de Comercio de San Ysidro estima que la mitad de los negocios cierren ante la pérdida de entre 70 y 80 por ciento de ventas por la falta de clientela que cruza al vecino país con visa de turista.

En conferencia de prensa virtual, Jason M-Wells, presidente del organismo, indicó que en la zona de San Ysidro, California, se cuenta con 780 negocios cuyos consumidores son 98 por ciento mexicanos que cruzan la frontera.

Refirió que a partir de marzo cuando inició la contingencia, el 80 por ciento de los negocios tuvieron que cerrar para evitar cadenas de contagio de Covid-19, permaneciendo hoy en día alrededor de 35 por ciento de ellos abiertos, pero con importantes pérdidas en sus ventas por la baja de consumidores.

El dirigente comentó que los giros más afectados han sido los de venta de ropa y restaurantes, mientras que las tiendas de venta de licores y los bancos son los que han tenido menos estragos, pero aún así registran ventas menores a lo normal.

«Si no se quita la restricción en octubre y los negocios llegan a la temporada navideña sin clientes de México, será fatal para la economía», advirtió Jason M-Wells.

Inclusive, dijo, negocios icónicos como Baja Duty Free, el cual estaba celebrando 30 años este 2020, anunció que ya no abrirá sus puertas por la falta de ingresos, lo cual es lamentable porque se trata de una decisión arbitraria.

«La mezcla entre México y Estados Unidos existe, hay 100 mil personas que cruzan diariamente, entonces no obedece a un motivo de salud», consideró.

Como Cámara de Comercio de San Ysidro, abundó el dirigente, se han emitido cartas al gobierno solicitando la apertura de la frontera, pero hasta ahora solo contestan de recibido, sin mayores soluciones.

Es por ello que el organismo calcula que alrededor del 50 por ciento de los negocios podrían no llegar a enero, si atraviesan la temporada navideña sin los clientes fronterizos, por lo que este es el momento para gritar que se abra la frontera.

«En San Ysidro estamos conscientes de la importancia del comercio binacional, donde estamos dependientes unos de otros, desgraciadamente se darán cuenta (el gobierno) muy tarde cuando vean millones de dólares de pérdidas en impuestos», señaló.

Y es que la derrama económica que se genera entre los comercios de San Ysidro asciende a 865 millones de dólares anuales, resaltó M-Wells, cuya pérdida estimada al cierre del año podría ser de hasta 80 por ciento.

Finalmente, el líder de la Cámara de Comercio de San Ysidro afirmó que los negocios han estado implementando protocolos de sanidad para cuidar de la salud de sus empleados y de sus consumidores, otorgando confianza y seguridad a quien acude a realizar compras.