Los aeropuertos del país reportaron en julio fuertes disminuciones provocadas por la pandemia de coronavirus, pero con mejorías significativas respecto a los tres meses anteriores. No obstante, bajo las condiciones actuales los especialistas no esperan una recuperación en el tráfico hasta dentro de tres o cuatro años.

“En nuestro escenario base estimamos que los grupos aeroportuarios alcancen los niveles previos al Covid-19 hasta el 2023 o 2024” – Intercam.

ASUR

Asur reportó una caída general de 77.6 por ciento con una contracción en sus aeropuertos mexicanos del 74.7 por ciento. Del total de pasajeros, el tráfico internacional cayó 85 por ciento mientras que el tráfico doméstico se redujo a 64.8 por ciento, una mejora respecto a los meses anteriores. Para el aeropuerto de Cancún, que es el aeropuerto más importante en este sentido, los domésticos fueron menores en 56.7 por ciento, probablemente apoyados por la temporada de verano.

GAP

En el caso de GAP, el tráfico de pasajeros se cayó 63.2 por ciento. Los pasajeros nacionales disminuyeron un 56.4 por ciento, mientras que los internacionlaes disminuyeron un 72.8 por ciento. De acuerdo con Intercam Casa de Bolsa, es de gran importancia destacar la resiliencia del aeropuerto de Tijuana, cuyo tráfico sólo cayó un 41 por ciento. El Aeropuerto de Los Cabos estuvo impactado positivamente por la temporada vacacional, y cayó 685 por ciento en el mes.

OMA

Para OMA el tráfico total disminuyó 72.7 por ciento. Los pasajeros domésticos fueron menores en 71.3 por ciento y los internacionales en 84 por ciento. El aeropuerto de Monterrey, que en términos de tráfico es el más relevante, se contrajo un 74.5 por ciento.

Seguirán las contracciones

Intercam estima que habrá una contracción en el tráfico de pasajeros en los siguientes meses semejante a lo observado en el mes de julio. “La limitante para los aeropuertos cuyos destinos son turísticos es la capacidad máxima a la que pueden operar los hoteles, que no es mayor al 30 por ciento», indican los analistas.

«Considerando estas cifras, pareciera que estamos cerca de esta capacidad, por lo que si bien esperamos que las disminuciones continúen en los siguientes meses que son estacionalmente bajos, estimamos que serían similares».

Los niveles elevados de nuevos contagios en México y el mundo seguirán siendo una determinante para la “anemia” en el tráfico de pasajeros, por lo que la expectativa es que sigan las reducciones en el orden del 70 por ciento.

«No será hasta que exista una vacuna o bien una clara curva descendente en el número de nuevos contagios que veamos una recuperación más acelerada», dicen los analistas de Intercam.

“En nuestro escenario base estimamos que los grupos aeroportuarios alcancen los niveles previos al covid-19 hasta el 2023 o 2024”.

Con información de Tijuanotas.