Tijuana, B.C.- Aunque el Tratado Comercial entre México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC) ya entró en vigor y muchas empresas deben valorar si trasladan sus operaciones a Estados Unidos para cumplir con las nuevas reglas, las automotrices japonesas que tienen plantas en México prefieren aumentar los sueldos de los trabajadores mexicanos a 16 dólares por hora, de acuerdo con Nikkei Asian Review.

En un reporte de la edición continental del medio japonés, se indica que las automotrices que se instalaron bajo el viejo régimen del TLCAN ven más oneroso cambiar sus bases de operaciones en un momento de crisis económica, que aumentar sueldos o pagar aranceles para que sus automóviles entren al mercado estadounidense.

El fabricante de piezas afiliado a Honda Motor, Keihin, aumentará el salario por hora de los empleados de una fábrica en México a 16 dólares el próximo mes, el triple de la tasa promedio de una fábrica de piezas en México, pero aún más barato que hacer una mudanza, según el reporte de Nikkei, fechado el 28 de junio.

Piolax, que fabrica autopartes para Nissan, Honda y otras armadoras, también aumentará el salario por hora en su planta mexicana a 16 dólares dentro de este año. La compañía también está instalando robots para mitigar el aumento de los costos laborales, dijo el presidente Yukihiko Shimazu.

De acuerdo con el T-MEC, el 40 por ciento del contenido laboral de un vehículo ligero tiene que estar hecho en zonas de América del Norte en las que se pague un sueldo de 16 dólares por hora. La industria automotriz mexicana ve como un inconveniente hacer incrementos tan altos, pues un trabajador mexicano en una planta automotriz gana en promedio 5 dólares la hora (113.2 pesos al tipo de cambio actual).

Con información del Directorio de la Industria Maquiladora de Baja California.