• 22 empresas afiliadas a Canieti enfocan tecnología para salvaguardar al recurso humano

Tijuana, B.C.- Las empresas del mundo de la tecnología han tenido que reinventarse y aplicar una reingeniería en sus procesos de negocios como un todo, donde lo que se busca es mantener un equilibrio entre conservar la integridad física del recurso humano y no perder el nivel de prosperidad.

Así lo manifestó Román Caso Espinosa, presidente de la Cámara Nacional de la Industria Electrónica, Telecomunicaciones y Tecnologías de la Información (Canieti), delegación Noroeste, al comentar que al menos 22 empresas han aplicado proceso automatizados.

«Hablo de cuatro pilares: el recurso humano, los métodos de trabajo, las herramientas de trabajo y las finanzas, en poco tiempo se ha tenido que reconformar todo eso, para mantener ese balance delicado, que es parte de la responsabilidad social de cualquier ente, que es mantener la integridad física, pero viendo y previendo el futuro, manteniendo la salud económica», subrayó.

El objetivo es no perder el nivel donde se estaba antes de la emergencia sanitaria, apuntó, y así poder alcanzar la prosperidad que todos buscamos, siempre salvaguardando la integridad física, ya que ha sido un balance delicado que con responsabilidad los empresarios han tratado de manejar, de ahí que se han implementado procedimientos automatizados para evitar en lo posible poner en riesgo al personal.

Sin embargo, el dirigente de la Canieti Noroeste aseguró que las autoridades no han otorgado certidumbre en este proceso, ya que han manejado de la situación de forma unilateral.

«El gobierno federal se ha visto como un ente que no aporta certeza, que manda señales encontradas, que no nos pone en una mesa de participación, de colaboración y comunicación fluida para, conjuntamente, construir una estrategia o aportar lo mejor de nosotros», señaló.

Explicó que los centros de investigación y los equipos del sector salud que ya traen un plan trazado, bien podrían colaborar, y así las empresas no solo estarían de receptoras de instrucciones, de decretos y de decisiones.

«Muchas veces no encontramos el sentido de las cosas, entonces estamos tratando de maniobrar en estas aguas; es terreno desconocido para todos, pero no por eso tenemos que andar solos en la oscuridad, tenemos que tener comunicación y aportar lo mejor de cada uno», destacó Caso Espinosa.

Por contraste, abundó, el gobierno de Baja California ha mostrado una evolución en el manejo de la emergencia sanitaria, junto con la parte de mantener una economía viva, lo suficiente para poder retomar los niveles de actividad que se tenían antes de la crisis.

«Esto demuestra que los estados de frontera están adoptando ejemplos de un manejo responsable de la situación, con éxitos de otras partes del mundo y, por ello, estamos viendo en el empresariado que el gobierno estatal está teniendo apertura y colaboración. Estamos en agrado de que el gobierno del estado muestre interés porque haya un trabajo en equipo», anotó.

Por último, el presidente de la Canieti Noroeste mencionó que para sobrepasar la emergencia sanitaria, se requiere de trabajo en equipo, donde se encuentre un camino más rápido hacia una recuperación de los tiempos económicos y que, los avances que se traían antes de la pandemia, se retomen en el menor plazo posible.