Redacción

Ciudad de México.- Con cierto hermetismo el Secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard, no descartó llegar a buenos términos con el gobierno de Estados Unidos luego de sostener una reunión en Washington con representantes del vecino país.

El tema central y que preocupa al gobierno mexicano es por la nueva advertencia del presidente estadounidense Donald Trump de incrementar 5 por ciento los aranceles contra los productos mexicanos.

“Tuvimos una reunión cordial, cada quien defendió con argumentos, con firmeza, sus puntos de vista (…) no era de esperarse que en una primera reunión de dos horas te pongas por completo de acuerdo en algo”, declaró.

Ebrard agregó que por lo pronto se acordó que este jueves se realizará una segunda reunión en la que se tratarán a profundidad diversos temas.

“Vamos a tener otras reuniones con ese objetivo, con el objetivo de acercar posiciones. El punto de partida es que ambas partes reconocemos que la situación actual no se puede mantener como está, porque se dio el reporte de números y efectivamente los flujos están creciendo demasiado”, concluyó el titular de la Secretaría de Relaciones Exteriores.