Ensenada, B.C – Equipados con tecnología de última generación, desde el Laboratorio Nacional de Fabricación de Nanodispositivos (NanoFAB), científicos mexicanos buscan posicionar a México como el país líder en Latinoamérica en procesos de micro y nanotecnología.

El NanoFAB surgió en 2014 ante la necesidad de contar con un laboratorio para la investigación y el desarrollo del área de micro y nanofabricación de dispositivos, las cuales tienen diversas aplicaciones en la ciencia, electrónica, medicina, biología, óptica, industria automotriz, industria del petróleo, entre otras.

En el laboratorio ubicado en el Centro de Nanociencias y Nanotecnología de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), en Ensenada, se produce un ecosistema de incubación de empresas (start-up) que permita desarrollar prototipos a partir de investigación básica fundamental generada en el NanoFAB.

Sergio Águila, coordinador del Nano Fab, expuso que una de las principales tareas del laboratorio es el desarrollo e innovación tecnológica enfocada en el sector industrial.

Refirió que desde este organismo se propicia la propiedad intelectual y se fomenta la capacitación de recursos humanos mediante la vinculación que se mantiene con distintas instituciones y sectores productivos.

Con el trabajo de la red, dijo, se apoya a las empresas consolidadas en la creación de nuevos procesos, prototipos, o generación de valor agregado a lo que ya producen.

Informó que en la región han desarrollado planes en materia de minería, electrónica, agroindustria e industria aeroespacial, entre otros.

Sergio Águila comentó que las empresas con las que se presentan y desarrollan proyectos son apoyadas con recursos del Consejo Nacional para la Ciencia y la Tecnología (Conacyt) y con montos porcentuales que deben ser aportados por las empresas; las cantidades dependen del tamaño del proyecto.

Actualmente, trabajan con dos empresas agroindustriales, una compañía en el área aeroespacial y una del sector minero situada en el estado de Sonora.

Para garantizar el éxito de cada proyecto se entregan al Conacyt reportes rigurosos y comprobantes minuciosos sobre el uso que se le dio a los recursos públicos.

Componentes del NanoFAB

– Un cuarto limpio clase 1000.

– Área total de 274 metros cuadrados.

– Área efectiva de 112.5 metros cuadrados.

– Equipos de proceso de litografía para la  fabricación de dispositivos con resolución en la escala micro y nanométrica.

– Mobiliario.